The man on the High Castle; la novela de Philip K. Dick que se hizo serie.

Main the High Castle; la novela de Philip K. Dick que se hizo serie.

Texto: Jorge Manotas Vazquez
Imágenes: Para uso divulgativo

Quien no ha imaginado su vida con un rumbo distinto al que hoy vive, acciones que no hicimos o circunstancias que cambiamos que, aunque tal vez no fueron de gran relevancia modificaron las circunstancias de nuestra vida. Ahora imaginemos la historia actual, pero con cambios relevantes en ella, donde el rumbo de algunas naciones y el mundo no sería igual.

Por eso hoy me gustaría hablar sobre una serie que vi en estos días de cuarentena, no es la gran serie en cuanto a efectos especiales, pero se manejan muy bien los vestuarios y ambientación de la época en la que se suscita. Estamos hablando de que la serie se vive en la década de los años 60´. En lo personal, fue una serie que me atrapo y sólo esperaba ansioso de tener el tiempo perfecto para poder concluir con ella. Hablo sobre la serie, “The Man in the High Castle”, una de las primeras producciones de Amazon Prime. Una historia basada en el libro, “The Man in the High Castle”, escrito por un gran escritor de novelas de ciencia ficción, Philip K. Dick.

¿Quién es ese hombre? Es el creador del libro, “¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?”, novela en la cual se basaron para crear la película ahora llamada de “CVlt-O”, “Blade Runner”. La serie, “The Man in the High Castle” nos cuenta sobre un mundo alterno, donde los aliados de la 2ª Guerra Mundial son vencidos por Japón y la Alemania Nazi.

En este mundo alterno nos muestra que la bomba atómica no fue lanzada por Estados Unidos a Nagasaki e Hiroshima, al contrario de eso, ellos nunca terminaron la bomba y lo creadores de ella fue la Alemania Nazi, una vez concluida la bomba fue lanzada en el estado Washington y así Estados Unidos tuvo que rendirse. Estados Unidos ahora está dividida en tres partes, Estados del Pacífico, (área gobernada por Japón), La zona neutral en las montañas rocosas, donde vive gente rebelde y gente “no aria” y El Gran Reich Nazi.

Esta serie comienza sobre nuestro personaje principal, Juliana que vive en San Francisco, estado gobernado por los japoneses. Ella y su novio Frank viven sin meterse en problemas, hasta que un día se presenta su media hermana y le da una cinta de video. Esta cinta cambiaría su vida dando una vuelta de 360 grados, pues al ver la cinta Juliana puede ver la realidad que hoy vivimos, en la que los aliados ganan, la Alemania Nazi y Japón son vencidos, y los Estados Unidos son independientes.


Ella al ver esta cinta trata de buscar más respuestas, respuestas que la llevan a involucrarse con grupos de la llamada “Resistencia”, altos funcionarios japoneses y personas con mucha relevancia en la historia del Reich. En la búsqueda se encuentra con el supuesto creador de la cinta, “el
hombre en el castillo”, como le hacen llamar. Él menciona que las cintas no sólo son propaganda amarillista como ella lo piensa, sino que son reales, la cinta no es de ese mundo y es donde comienza su travesía por pelear por un futuro mejor, peleando y tratando de mejorar su realidad.

Juliana, es un personaje arrogante y desesperante, pero todo tiene un porque, conforme avanza el drama comienza a cambiar todo y las piezas del rompecabezas se van acomodando como debe de ser. En The Man in the High Castle no hay muchos efectos especiales ni mucha guerra, pero es una
historia que vale la pena ver si te gustaría saber como hubiera sido nuestra historia en otra realidad. Una realidad triste llena de conflictos, muy contralada por ambos gobiernos, donde no hay derechos ni libertad de expresión, siempre cuidados por el gobierno, sometidos, donde la gente “no aria” es despreciada y excluida de la sociedad, no existe humanidad, no se vive, sé sobrevive.


¿Puedes imaginarte que tal vez la realidad que se vive en la serie si hubiera tenido lugar? Que nos hubiera tocado vivir en una realidad llena de traiciones, venganzas, torturas y lavadas de cerebro, donde solo los “puros” tuvieran el derecho de ser tratados decentemente y los demás fueran excluidos a sobrevivir una vida llena de muerte y dolor por el hecho de ser “diferentes”. No suena tan alejado de la realidad actual si lo pensamos seriamente.

La serie fue de mi agrado, porque aparte de que soy un amante de la historia de la segunda guerra mundial, es de esas historias donde comienzas a pensar que todo es tan predecible y conforme la vas viendo tratas de adivinar lo que va a suceder más adelante, pero de repente en tan solo un capítulo puede cambiar toda la trama a como la habías armado. La muerte de algún personaje o una sencilla acción puede cambiarlo todo.

La serie no es muy larga, son 4 temporadas de 10 capítulos y tal vez al final te quedarás pensando y googleando, ¿qué demonios paso? Disfruta y aprovecha una serie no muy convencional, que te sacara de lo convencional y de las tramas a los que normalmente estamos acostumbrados. Una ucrania escrita por un genio como Phillipo dick.
¿Qué realidad somos?

Facebook Comments